Análisis: Pebble Time Steel

Los smartwatches o relojes inteligentes están de moda. Existen muchos modelos en el mercado, pero sin duda los más populares son el Apple Watch, todos los modelos de Android Wear y los relojes de Pebble en un tercer lugar. A diferencia de los otros modelos, los Pebble se entienden bien tanto con Android como con iOS, aunque lógicamente no están tan integrados como las plataformas nativas en algunos aspectos.

El Pebble original se popularizó gracias a la que en su día fue la campaña de Kickstarter con más exito y ayudó a demostrar la viabilidad de dicha plataforma para lanzar productos.

Pebble original

El primero de los relojes de Pebble se caracterizó sobre todo por su pantalla de tinta electrónica que le otorgaba una duración de batería de hasta 7 días. Con un diseño llamativo y su resistencia al agua, realmente era un dispositivo para los que querían un smartwatch diferente, y además muy personalizable gracias a la gran comunidad de desarrolladores que surgió en poco tiempo. A día de hoy el Pebble original todavía se puede comprar en la página de Pebble por 129,99 € y de vez en cuando se puede encontrar en oferta por unos 99 €.

Poco después llegó el Pebble Steel. Un modelo que pasaba del plástico al acero inoxidable para tener más presencia, al estilo de un reloj convencional que poder llevar con un traje sin llamar la atención. Con la misma duración de batería de hasta 7 días y toda la personalización. Se puede comprar también por 179,99 € en la página de Pebble.

Pebble Steel

Más recientemente, y con una sonada campaña de Kickstarter que también batió récords, llegó al mundo el Pebble Time, cuya principal novedad es el cambio de pantalla en blanco y negro por una en color, además de un diseño más comedido y actualizado que el del Pebble original. Junto con el color llegó una nueva versión del sistema operativo del reloj que muestra las cosas siguiendo una metáfora de línea de tiempo, en la que te vas desplazando entre el pasado, presente y futuro. Y como los modelos anteriores cuenta con una gran capacidad de personalización y la misma comunidad de usuarios y entusiastas que va desarrollando apps. El Pebble Time se puede comprar por 249,99 € en la tienda online de Pebble.

Pebble Time

Pocas semanas más tarde del lanzamiento de la campaña de Kickstarter del Pebble time y para sorpresa de muchos apareció la opción de actualizar tu pedido al nuevo y flamante modelo: el Pebble Time Steel.

Tal como sucedió en su día entre el Pebble y el Pebble Steel, el Pebble Time Steel supone una versión actualizada del Pebble Time con acabado de acero en lugar de plástico y con una batería ligeramente mayor que le proporciona una batería útil de hasta 10 días. El Pebble Time Steel se puede comprar por 299,99 € en la tienda online de Pebble.

Pebble Time Steel

En ChicaGeek hemos estado usando un Pebble Time Steel desde que nos llegó hace algo asi como dos semanas y queremos compartir con vosotros nuestras impresiones de uso, como siempre desde la perspectiva de un usuario normal y sin entrar en tablas comparativas técnicas.

Recomendado:   The Review Index: una web que resume opiniones de Amazon

Anteriormente hemos estado usando tanto varios modelos de Android Wear como del Apple Watch con lo que tenemos una buena perspectiva de lo que puede ofrecer cada plataforma de smartwatch a día de hoy.

Pebble Time Steel

Contenidos de la caja del Pebble Time Steel

Nuestro entorno de pruebas ha consistido en el mencionado Pebble Time Steel – concretamente el modelo negro metalizado – conectado a un iPhone 6 Plus mediante la app de Pebble.

Puesta en marcha

Al haberlo adquirido mediante la campaña de Kickstarter, nos llegó el propio Pebble Time Steel con una correa de cuero marrón oscuro acompañado de una segunda correa metálica de eslabones más tradicional. Ambas correas son muy fáciles de poner y cambiar y le dan aspectos diferentes al reloj. La correa metálica aumenta lógicamente el peso del conjunto.

Nosotros hemos hecho casi toda la prueba con la correa de cuero porque sencillamente es con la que nos hemos sentido más cómodos.

Pebble Time Steel y correa metálica

La puesta en marcha es realmente sencilla: te pones el reloj, lo enciendes, te bajas la app de Pebble Time de la App Store, los sincronizas y tras una actualización del sistema del reloj ya estás listo. En la mano el reloj es bastante cómodo y la sensación es de que es bastante más ligero de lo que esperaba (especialmente con

la correa de cuero). El reloj tiene una sutil curvatura que se adapta bastante bien a la muñeca.

Puesta en marcha y actualización del Pebble Time Steel

Un mundo de color

Lo que más llama la atención – sobre todo si vienes de los modelos anteriores de Pebble – es la pantalla a color. Es diferente de las pantallas que te encuentras por ejemplo en el Apple Watch. Tiene bastante menos resolución y da la sensación de estar más apagada y de que los colores son más pálidos. Me recuerda mucho a aquellas primeras pantallas a color que tenían las Game Boy Color, capaces de mostrar 64 colores.

A cambio de esto la pantalla se ve perfectamente en cualquier condición de iluminación, incluyendo a pleno Sol. Y también permite que la vida de la batería sea espectacular si lo comparas con cualquier otro smartwatch del mercado a día de hoy.

La pantalla del Pebble Time Steel se ve bien bajo cualquier iluminación

Utilidad en el día a día

Después de estar trasteando un poco con las opciones del reloj, nos pusimos a hacer lo propio con la app de Pebble Time. Su uso es muy sencillo. Tienes tres pestañas o apartados principales que son “Mi Pebble”, “Consigue Watchfaces” y “Consigue Apps”. Lo traduzco aunque a día de hoy la aplicación está únicamente en inglés. En “Mi Pebble” tienes todo lo que has instalado en el dispositivo, “Consige watchfaces” es el lugar donde conseguir nuevas apariencias para el reloj.

La app de iPhone para configurar el Pebble Time Steel

A diferencia de Apple Watch, el nivel de personalización es desbordante. Tienes literalmente cientos de opciones para configurar cómo muestra el reloj la hora, tanto gratuitas como de pago. Y si quieres puedes personalizarlas o crear la tuya propia. En cuestión de minutos puedes tener tu Pebble Time Steel pareciendo un Casio Watch de los 80. Sin duda es el smartwatch que puedes personalizar más a tu gusto.

Recomendado:   InkHunter: pruébate un tatuaje antes de hacértelo

Algunas de las watch faces que hemos estado probando en el Pebble Time Steel

Y en el apartado de “Consigue Apps” puedes encontrar las aplicaciones que aumentan la funcionalidad básica del reloj. Un ejemplo de las más populares que hay en la Store a día de hoy son apps como la de Uber o la de Evernote, por citar algunas.

Aquí es donde Pebble tiene todavía trabajo que recorrer, para que la comunidad de desarrolladores llenen la plataforma con más apps. Hay unas cuantas y el número crece poco a poco, pero hoy por hoy no hace sombra a los centenares de apps que existen para las otras plataformas.

El menú principal de la app de Pebble Time

Un detalle importante es la compatibilidad con todos los modelos anteriores. A día de hoy es posible usar en el Pebble Time Steel cualquier watchface u app creada para cualquier modelo de Pebble. Lógicamente a la inversa existen más limitaciones, como que no sea posible mostrar aplicaciones en color en las pantallas en blanco y negro de los primeros modelos.

Líneas de tiempo para manejar tu calendario

Además de las apps y las watchfaces, una de las funciones principales del reloj y que en la práctica resultan más útiles junto a las notificaciones consiste en la función de planificación de eventos sobre la línea de tiempo. Suena complicado pero es sencillo. En el lado derecho del Pebble Time Steel tienes tres botones. El primer botón se usa para ir hacia atrás en los eventos, todo aquello que pasó en el pasado. El botón central es para ir al presente y el botón de abajo te permite ver lo que vendrá en el futuro (como por ejemplo qué reuniones tienes mañana). Y el botón único que hay en el lado izquierdo sirve para volver al reloj desde cualquier lugar donde te encuentres.

 TAGS:undefined

Los desplazamientos se realizan con unas animaciones muy llamativas y simpáticas que demuestran el trabajo que hay detrás por parte de Pebble ya que convierten una limitación de la tecnología en un punto fuerte al dar un caracter fresco a las transiciones.

Es muy simple y efectivo desplazarte por la línea de tiempo y ver en segundos tus activades, el tiempo que hace o aquellas cosas que tengas planificadas.

Las notificaciones, el otro gran pilar

El otro aspecto fundamental de un smartwatch a día de hoy son las notificaciones. En el caso del Pebble Time Steel, y salvo excepciones, funcionan bastante bien. Lo de las excepciones lo decimos porque de forma ocasional no hemos recibido en el reloj algunas notificaciones que sí había llegado al iPhone, sobre todo de WhatsApp. Pero como digo ha sido las menos veces. La mayor parte del tiempo ha funcionado como se espera que funcione.

 TAGS:undefined

La cosa es simple: el reloj se comunica con el iPhone mediante bluetooth de bajo consumo (para que no se funda la batería). Cuando configuras la app del reloj por primera vez le das permisos (si quieres) para que envíe las notificaciones. A partir de ese momento cualquier notificación que te llegue al teléfono te llegará a la pantalla del Pebble Time Steel junto con una vibración de intensidad configurable.

Recomendado:   Vellum: descarga wallpapers para tu móvil

En la práctica funciona estupendamente a la hora de recibir las notificaciones pero no tienes ninguna opción para responderlas desde el reloj. Esta es hoy por hoy una de las grandes desventajas con respecto a, por ejemplo, el Apple Watch – donde sí que puedes responder desde el mismo reloj tanto por voz como usando mensajes predefinidos de respuesta.

En un futuro es posible que esto cambie ya que dependerá tanto de las actualizaciones del sistema operativo de Pebble como del soporte de las propias apps por parte de los desarrolladores. A día de hoy puedes ver las notificaciones como en cualquier otro smartwatch pero no puedes contestar desde el reloj.

La mayor duración de batería en un smartwatch

Insistimos en este punto porque es una gozada no tener que cargar el Pebble Time Steel cada noche. Tras el uso intenso y diario que le hemos dado podemos confirmar las expectativas de Pebble. La batería dura 10 días con un consumo promedio de un 10% cada día. El poder olvidarte de cargar el reloj durante días es una maravilla.

 TAGS:undefined

A diferencia de otros smartwatches que usan sistemas muy agresivos para ahorrar energía, la pantalla del Pebble Time Steel está siempre encendida, con lo que para ver la hora o la fecha o lo que quiera que hayas configurado en tu watchface no tendrás que apretar nada ni hacer nada, lo que sin duda contribuye a este ahorro de batería.

Conclusiones ¿Es el Pebble Time Steel para mi?

A día de hoy el Pebble Time Steel es un dispositivo caro (300 €) que no está a tanta distancia de otras opciones del mercado, sobre todo de Android Wear. En un mundo ideal lo suyo sería que lo probaras antes de comprarlo ya que es muy diferente de otros relojes inteligentes, aunque para muchos en ello radica su encanto.

 TAGS:undefined

Personalmente me ha gustado llevarlo durante la prueba, aunque eché en falta sobre todo una mayor interacción con las notificaciones y tener un mayor número de apps. Dependiendo de la popularidad que adquiera seguro que ambas cosas mejoran en un futuro.

Apple dijo cuando creó el Apple Watch que era su dispositivo más personal, cosa que creo que aplica a todos los relojes inteligentes. Es algo que llevas en la muñeca y que es mucho más que un conjunto de chips y software, ya que por ejemplo los materiales y la correa pueden hacer que te sientas más o menos cómodo. Por eso lo ideal con estos dispositivos es probarlos antes de comprarlos.

Si al final te decides, puedes comprar cualquier modelo de Pebble en su página web.

Un comentario acerca de “Análisis: Pebble Time Steel

Publicar comentario

*