Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

Alguna vez hemos hablado aquí de lo peligroso que puede resultar pedirle a alguien que te retoque una foto en Photoshop. Pero cuando Pam Zaring le encargó una sesión fotos familiares a Lesa Hall, una “supuesta” fotógrafa profesional, seguramente no pensó que las fotos acabarían provocando una carcajada a medio mundo. Juzgad vosotros mismos:

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

La historia, tal y como la cuenta la propia Pam en su página de Facebook, es que la familia encargó una sesión de fotos a una fotógrafa que se anunciaba como profesional y le pagó 250 dólares por ello. Tras esperar ocho (!) meses a que las editara, los Zering recibieron un disco con las fotos y cuando lo reprodujeron para ver el contenido, no podían dar crédito a sus ojos.

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

Según explica Pam, la fotógrafa les dijo que al haber tomado las fotos en un día muy soleado, las sombras estaban muy marcadas y quiso corregirlas… pero su profesor de fotografía nunca le enseñó cómo retocar fotos correctamente. Y el resultado es éste, a medio camino entre South Park y el Ecce Homo de Borja.

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

Pam no está disgustada por el resultado. Todo lo contrario, en el texto que acompaña a las fotos que ha compartido en Facebook asegura que hacía años que no se había reído tanto, y que no pedirá que le devuelvan el dinero. “Sólo por las risas, la sesión de fotos ha valido cada céntimo que nos costó”, asegura. Incluso ha encargado un libro con las fotos para guardarlas de recuerdo.

Recomendado:   Vídeo: cómo aplicar un efecto de color selectivo a una foto en blanco y negro

Cuando un retoque en Photoshop destroza una sesión de fotos

 

Publicar comentario

*