Análisis: MacBook Pro Retina 15» 2015

Qué pronto se acostumbra uno a lo bueno. Hace no tanto que vimos el formato unibody de aluminio que Apple usa en sus ordenadores portátiles y sin embargo más de uno está ya pidiendo un nuevo diseño. Cómo somos.

 TAGS:undefined

Después de analizar el espectacular y extremadamente portable MacBook Retina de 12 pulgadas nos hemos ido a probar el otro extremo de la gama de portátiles que ofrece Apple. El más potente, para los que necesitan la potencia de un sobremesa en un formato portátil: el MacBook Pro Retina de 15′‘.

 TAGS:undefined

Como referencia, el modelo que hemos probado tenía la siguiente configuración:

  • 2,5 GHz Intel Core i7
  • 16 GB RAM 1600 MHz DDR3
  • 512 GB de disco duro de memoria sólida
  • Doble configuración gráfica: Intel Iris Pro 1536 MB de memoria compartida, y AMD Radeon R9 M370X con 2GB como gráfica dedicada para cuando se requiere de más potencia.

Las novedades de esta generación son principalmente la incorporación del trackpad con Force Touch (que ya tuvimos ocasión de probar en el análisis del MacBook Retina de 12»), un almacenamiento flash considerablemente más rápido y una autonomía mejorada.

 

La pantalla sigue siendo protagonista

Con más de cinco millones de píxeles y una resolución de 2.880 x 1.800, la pantalla de este MacBook que destaca por su calidad visual y por lograr un excelente equilibrio entre resolución y consumo moderado.

 TAGS:undefined

 TAGS:undefined

 TAGS:undefined

Tanto imágenes como texto o vídeo se ven con una calidad muy elevada en esta pantalla Retina. Además, el panel de tecnología IPS hace que se vea bien desde bastantes ángulos.

Una excelente pantalla con la que es sencillo realizar cosas como tener dos ventanas de navegador puestas una a cada lado y poder leer ambas bien. Aquí es donde se agradecen las 15 pulgadas del ordenador y que esté pensado para ser una herramienta de productividad.

 TAGS:undefined

 

Algo más pesado de lo que me esperaba

Una de las sensaciones que me sorpendieron al sacar el MacBook de la caja por primera vez, y que posteriormente he podido corroborar con otras personas que lo han sostenido, es que este portátil es bastante pesado, más de lo que uno espera.

Recomendado:   Vídeo: análisis del iPhone X

Quizás es que nos hemos acostumbrado demasiado mal con otros portátiles más ligeros como el MacBook Air, pero los 2,04 kilos de este MacBook Pro se notan. Evidentemente, no es el ordenador más adecuado si lo que buscas es sobre todo la portabilidad.

 TAGS:undefined

Después de usarlo durante unas cuantas semanas, es cierto que te acostumbras al peso y no acaba suponiendo una gran pega. Al fin y al cabo lo que tienes es un buen compromiso entre peso, prestaciones y la capacidad real de tener un ordenador portátil capaz de hacer sin despeinarse lo mismo que se puede hacer con muchos ordenadores de escritorio.

 

Muy fluido

Quiero comentar también algo que a veces no aparece en los análisis que se centran demasiado en los componentes individuales, y en lo que Apple suele hacer muy bien las cosas.

Se trata de la integración de componentes, y lo fluido y suave que es el resultado final.

 TAGS:undefined

Apple consigue con este MacBook Pro que los 16 GB de memoria RAM o la velocidad de transferencia del disco duro SSD sean términos técnicos que al final contribuyen a una integración de hardware y software excepcionalmente buena para tener todo un conjunto final.

 TAGS:undefined

Cuando estás usando el ordenador todo va fluido; el sistema está pensado hasta el último componente para que nada suponga un obstáculo, y te ayude a realizar la labor que quieras. Un ejemplo es lo rápido e integrado que está el disco duro en el sistema o que la tarjeta gráfica dedicada se active o desactive en función de la necesidad.

Un muy buen trabajo de integración que siempre ha sido una de las señas de Apple en sus productos y del que deberían tomar ejemplo otras marcas.

 

El trackpad Force Touch sigue sorpendiendo

El trackpad con Force Touch, además de ser un buen ejemplo de la integración que comentaba en el párrafo anterior, es un dispositivo que sorprende. No me canso de explicar la forma en que funciona, y ver la cara de sorpresa de la gente cuando apagas el ordenador y demuestras que en realidad no se mueve, que es algo que se consigue reproducir con electroimanes y un uso muy inteligente de hardware y software.

Recomendado:   Moviemania, estupenda colección de fondos de pantalla basados en películas

Como ya sabe cualquiera que los haya usado, actualmente los trackpads de Apple están a años luz del resto y son los mejores del mercado. Enseguida te acostumbras a su suavidad y velocidad, así como a lo eficiente que supone usar los diferentes gestos que soporta Mac OS X para estos dispositivos.

 

Buena conectividad

El MacBook Pro Retina de 15» cuenta con unas buenas opciones de conectividad en los laterales. Además del querido y práctico MagSafe de segunda generación incorpora 2 puertos Thunderbolt 2, dos puertos USB 3, un puerto HDMI y la entrada de tarjetas SD.

 TAGS:undefined TAGS:undefined TAGS:undefined

El el día a día esta variedad es bastante cómoda – tanto cuando lo estás usando fuera de casa o la oficina, como en un lugar más fijo conectado a monitores o periféricos externos.

 

Potencia para casi todo

Hemos probado todo lo que se nos ha ocurrido con este MacBook Pro para ver hasta dónde llegaba su capacidad y la verdad es que ha respondido con nota.

Edición de vídeo a 4K, navegar por Internet con un exceso de pestañas abiertas, reproducción multimedia simultánea, Photshop de imágenes de mucha resolución o jugar a juegos… todo se puede hacer sin problemas.

 TAGS:undefinedCon respecto a los juegos, es obvio que con un ordenador portátil que tiene que estar equilibrando el consumo para una duración óptima de la batería no obtendremos los mismos resultados que con un ordenador de sobremesa con dos gráficas dedicadas de más de 1.000 €.

Lo que no quita que este MacBook Pro nos sirva perfectamente para poder echar una partida al Diablo III, por ejemplo, si queremos relajarnos un poco.

 TAGS:undefined

El conjunto en general es potente y equilibrado. Excepto que tus necesidades sean extremas, con este MacBook Pro podrás hacer cualquier labor teniendo la potencia necesaria, a la vez que las ventajas de la portabilidad.

Recomendado:   Vídeo: análisis del Apple Watch Series 3

 

Buena duración de la batería

Lo primero que pensé con semejante resolución y con el buen nivel de brillo de la pantalla, es que la batería se vería bastante afectada. En la práctica con el brillo casi siempre al 50% y sin tener un cuidado específico para ahorrar energía, la batería me ha aguantado de forma bastante consistente entre 7 y 9 horas.

Un detalle interesante para quien necesite sacar el máximo partido a la batería es que si usas Safari como navegador web, puedes llegar a tener hasta una hora más de batería que por ejemplo usando Chrome. Los primeros días la batería me duraba menos, y a raíz de empezar a usar exclusivamente Safari como navegador comencé a obtener un resultado mucho más acorde con lo esperado. Por lo visto Apple optimiza su navegador teniendo en cuenta el consumo energético, lo que es de agradecer cuando se trata de un portátil.

 

En resumen

Algunas personas preferirán algo más ligero y portable, como es lógico, pero si tus necesidades son de potencia para casi todo que se puede llevar a cualquier parte, este MacBook Pro Retina de 15» es una opción más que interesante.

La configuración que hemos probado la puedes comprar en la tienda online de Apple por 2.799 €. Si bien es un precio elevado y tienes opciones y configuraciones más económicas, sin duda es una buena inversión dependiendo del uso que le vayas a dar. Por no hablar de que los ordenadores de Apple tienen la menor devaluación del mercado y si lo conservas en buen estado es fácil venderlos de segunda mano a muy buen precio tras unos años de uso.

Una excelente opción para quien necesita un portátil de gama alta que aguanta lo que le echen.

 

Te recomendamos leer también nuestro análisis del MacBook Retina de 12″.

 

 

Publicar comentario

*