Cómo evitar compras in-app de los niños en tu móvil o tablet

Muchos de nosotros les dejamos el móvil o tablet a nuestros hijos, sobrinos, primos, etc. para que se entretengan con juegos vídeos o cualquier otro tipo de apps para niños. El problema viene cuando esas apps incluyen la opción de adquirir elementos (por ejemplo, vidas extra para un juego) desde dentro de la propia app. Son las llamadas compras in-app que a veces han causado algún que otro problema.

Cómo evitar compras in-app de los niños en tu móvil o tablet

¿Cómo podemos controlar esas compras cuando dejamos el móvil en manos de niños? Es más sencillo de lo que parece. En este artículo te explico cómo configurar tu móvil o tablet para evitar que los niños hagan compras, tanto en iOS como en Android.

 

En iOS

Para evitar sorpresas en tus facturas de la App Store de Apple, configura tu iPhone o iPad de la siguiente forma:

1. Abre el menú de Ajustes y ve a la sección General.

2. Dentro de esta sección, busca la opción Restricciones y entra en ella.

3. Toca Activar restricciones para habilitar esta función. Se te pedirá un PIN que será necesario para deshabilitarla. Si el niño conoce el PIN de tu móvil, obviamente no uses el mismo.

 TAGS:

A continuación, podrás elegir qué elementos desactivar para que el niño no pueda usarlos. En este caso el que nos importa es Compras en la app, pero como puedes ver, hay muchos otros: uso de cámara, navegador web, instalar aplicaciones, etc.

Recomendado:   Vídeo: 8 trucos de Google Maps

 

En Android

Para evitar compras inesperadas en tu móvil o tablet Android, sigue estos pasos de configuración:

1. Abre la app de Google Play Store y ve al menú de ajustes.

2. Dentro de la sección Controles de usuario, busca la opción Solicitar contraseña para compras y toca sobre ella.

 TAGS:

Aparecerá un menú donde puedes elegir si no quieres que se pida la contraseña (“Nunca“), si quieres que lo haga cada 30 minutos (es decir, introduciendo la contraseña una vez no tendrás que volver a hacerlo para las compras realizadas en la siguiente media hora) o si prefieres que la pida para todas las compras realizadas en la Play Store – que sería la opción ideal antes de dejar nuestro dispositivo en manos de niños.

En cualquier caso, y como siempre digo, lo importante no es tanto poner límites al uso que los niños hacen de la tecnología, sino enseñarles cómo usarla de forma correcta. Y, sobre todo, ¡preguntar en caso de duda!

 

Publicar comentario

*